18/Jul/2018
Miércoles, 18 de Julio de 2018

El irresistible encanto de la desconocida localidad de Budva en Montenegro

Sol, playa, excelente gastronomía y una ciudadela espectacular

El irresistible encanto de la desconocida localidad de Budva en Montenegro

La ciudad de Budva es pequeña, bonita y una de las más antiguas del Mediterráneo pues data del siglo V a.C. antes de la aparición de los griegos ya existía como una ciudad ilírica llamada Butua o Budva. Posee una ubicación excelente, se encuentra rodeada por montañas y el maravillo Adriático, así que es mejor aprovechar ahora que todavía no se ha masificado pues muy pronto se convertirá en un deseado destino de sol y playa.

La ciudad está dividida en dos: la parte nueva y la antigua. La parte más moderna posee hoteles, restaurantes, tiendas, centros comerciales... y en la parte antigua se encuentran los principales monumentos turísticos y las mejores vistas. Dos mundos unidos pero separados por una muralla.

Imprescindibles

Ciudad vieja

Calles de la ciudad vieja de Budva, Montenegro

Un recorrido a pie por el casco antiguo amurallada (Stari Grad) nos transportará a la Venecia medieval, calles estrechas de piedra, callejones y plazoletas llenas de historia que, ahora, albergan restaurantes, cafeterías y pequeñas tiendas. Aquí se encuentra, en su extremo mar, la Ciudadela que ofrece vistas impresionantes, un pequeño museo y una biblioteca llena de tomos y mapas raros.

En 1979 un terremoto devastó casi por completo la parte antigua de la ciudad, aunque a lo largo de estos años ha sido reconstruida.

Las playas

Un vista aérea de la playa de Jaz en Budva, Montenegro

Budva tiene playas de arena fina y aguas de color azul intenso en las que bañarse y disfrutar del sol. Jaz, al norte, es la más popular pero todavía no hay construcciones que afeen su imagen, y Bečići, al sur, con palmeras y hoteles turísticos. Más inaccesible es la playa de Mogren, al norte del Stari Grad, a la que se accede por un bonito sendero que bordea los acantilados., es una cala refugio de embarcaciones y yates de lujo.

Paseo marítimo

Paseo marítimo en Budva, Montenegro

Slovenska Obala es un paseo marítimo que recorre la bahía de Budva flanqueado por bares, puestos de comida y tenderetes, pero es un buen lugar donde probar el excelente marisco y pescados recién pescados a cualquier hora del día o de la noche.

Museos

Entrada del Museo Etnológico en Budva, Montenegro

La ciudad tiene tres pequeños museos: el Museo Etnográfico es el más interesante y se encuentra en el casco antiguo, una exposición de objetos que muestra la historia de la ciudad desde la prehistoria hasta el siglo XX; el Museo Marítimo que en realidad es más una biblioteca y también tiene una exhibición de mapas y modelos de barcos.

Y la Galería Moderna abierta en 1972 que cuenta con un total de 218 dibujos, acuarelas, grabados y esculturas, el más conocido es la colección de expresionistas contemporáneos.

Iglesia de San Juan

Igleais St. Ivan en la parte vieja de Budva, Montenegro.

La iglesia Sant’Ivan es una iglesia católica levantada sobre los restos de una antigua construcción del siglo VII, y está considerada como una de las más antiguas. Su aspecto actual es del siglo XV aunque su elevado campanario neogótico se añadió en 1867. Se encuentra en torno a la plaza de Trg Između Crkava, y en su interior se conservan frescos e iconos obra de pintores venecianos que, entre los siglos XV y XVI,I decoraron la iglesia.

Una capilla lateral alberga la Virgen de Budva, a la cual se le atribuyen propiedades milagrosas los expertos datan la imagen en torno al siglo VIII y es venerada tanto por católicos como ortodoxos.

Isla Sveti Nikola

Isla Sveti Nikola en la costa de Budva, Montenegro

Tomar un barco desde el paseo marítimo que nos lleve a la isla de Sveti Nikola (conocida por los lugareños como la isla de Hawái) es un privilegio. Justo al lado de la costa de Budva, la isla es idílica, llena de pinares y habitado solo por ciervos, tiene un larga playa, un restaurante y es posible alquilar un kayak para visitar varías calas solamente remando.

Sveti Stefan

Isla de St Stefan in Budva, Montenegro

Apenas ocho kilómetros separan Budva de Sveti Stefan, un antiguo pueblo de pescadores fortificado allá por el siglo XV. Posee dos playas y está unida a tierra por un istmo de arena. En realidad es un resort de lujo, y allí se encuentra el parque Milocer lleno de árboles y flores exóticos, junto con la vegetación y las flores mediterráneas locales. Para un paseo tranquilo.

Fuente: La Vanguardia.

En esta sección
Comentarios