14/Ago/2018
Martes, 14 de Agosto de 2018

Villa Sheherezade, el escondite de lujo a orillas del Adriático

Villa Sheherezade, el escondite de lujo a orillas del Adriático

Llegar a Dubrovnik por mar desde el oeste sigue siendo una experiencia espectacular. Uno se duerme en Bari y, tras cien millas de viaje, despierta en otro mundo. La atmósfera mediterránea es evidente y, sin embargo, uno tiene la impresión de haber cruzado medio planeta: ha cambiado el color del mar, el sabor del aire, los rostros de la gente.

villa

Dubrovnik, rodeada por dos kilómetros de duras murallas, sólo tiene dos puertas, eso sí, siempre abiertas: una para los que vienen por tierra, y otra para los que llegan por mar. Aquí tuvo lugar una historia de amor, entre un banquero y una bailarina, que inspiró la construcción de la Villa Sheherezade.

Sheherezade es una exquisita villa de regusto oriental que se alquila en su totalidad con su puñado de habitaciones, sus terrazas y jardines, y su elegante salón abierto al Adriático. Hace tiempo que se le conoce como el Taj Mahal del Adriático. De su primer propietario no se sabe demasiado. Por lo visto era un banquero huido de Ucrania que llegó a Dubrovnik para pasar inadvertido pero que acabó ordenando construir la que es considerada la villa más impresionante de la ciudad croata.


dubrovnik-seherezada2

 

En esta sección
Comentarios